Alma sin Cuarentena

El tiempo sigue corriendo y la cuarentena parece no tener fin. Creo que en este punto todos tenemos el cerebro programado con el bucle de todos los días y aunque ya no nos parezca insoportable, sí hay momentos en los que desearíamos que pasara algo más, algo realmente interesante y que nos haga felices por lo menos en un instante.

Es cierto que todos los factores que pueden alterar nuestra psiquis están a la orden del día y es inevitable cruzarte con al menos una noticia del Coronavirus. No eres el único, todos estamos igual de hartos del aislamiento, de este tema y de todo lo que ha implicado en este último mes.

No te miento, a veces me abrumo y lloro… Quiero que todo acabe y salir a continuar mi vida normal. Quiero volver a nadar, a ir de shopping, a ese date de cada mes con Gema, de Sushi y Sangría… A acompañar a mi novio a hacer mandados, a ver a mis pacieros del trabajo y hacer relajo durante las producciones.

Quiero volver a visitar a mi tía, mis primitos y acariciar a Bianca que apenas me ve, se acuesta para que le rasque la panza. Quiero volver a las reuniones familiares donde pasábamos horas ‘echando cuentos’, volver a la finca de Penonomé a jugar béisbol y a dormirme en una hamaca mientras se ponía el sol.

 

IMG_4854
Extraño tanto nadar.

Pero lo mejor que podemos hacer es tratar de canalizar esa ansiedad de cualquier forma que al final nos haga sentir bien. Si quieres comer, dormir, cantar, dibujar, hacer todo lo que la rutina no te dejaba hacer o simplemente no hacer nada, ¡puedes hacerlo! Esto es una Cuarentena, no un campamento, curso de verano o vacaciones…

No sientas que tienes que cumplir con una meta sí o sí porque el entorno no está acondicionado para que tu psiquis se concentre como podrías hacerlo eficientemente cuando sea tu voluntad. Al contrario, es el momento de liberar todo eso que la rutina diaria ha estado reprimiendo y lidiar con esos pensamientos y emociones. Pensar, analizar y meditar sobre todo…

¡Hay tanto tiempo para emplear en uno mismo!

Así que tu alma no tiene que estar en cuarentena, simplemente haz lo que sea que la ponga en libertad y podrás sobrellevar mucho mejor la situación. Cuando te sientas listo, podrás emplear el tiempo para cumplir esas metas que tenías pospuestas, podrás hacer mucho más y se sentirá bien porque ya tu mente se habrá adaptado a esta nueva realidad.

Recuerda que no estás sol@, todos estamos pasando por esto al mismo tiempo y que cambiará la forma en la que vemos el mundo y cómo debemos movernos en él. Toda esta situación nos hará aprender sobre tantas cosas… pero sobre todo sobre nosotros mismos, como sociedad, como individuos y como seres humanos.

Necesitábamos una sacudida y solo queda que nuestras almas absorban todo de la mejor forma.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s